Main Menu

Carlos Mena y Dalia Rivera se unen en matrimonio

‘’Por tanto, dejará el hombre a su padre y a su madre, y se unirá a su mujer, y serán una sola carne’’: Génesis 2:24.

 

* Él es originario de Cozoaltepec, Oaxaca y ella de Ometepec.

* Se conocieron aquí en Ometepec, hace tres años cuando él vino aquí de misiones con un grupo de jóvenes, todos estudiantes del IBV (Instituto Bíblico Victoria) de Roca Blanca, Oaxaca.

* Desde hace dos años, El Pastor Carlos Mena fue enviado a plantar una iglesia en la colonia El Polvorín, donde Dalia comenzó a congregarse.

* En agosto del año pasado se hicieron novios y dos meses después se comprometieron.

* Los pastores Duane y Sue Kershner, fundadores de la Base Misionera Roca Blanca, fueron los encargados de casarlos ante Dios.

* El lema de la boda fue ‘’El amor nunca deja de ser’’ (I Corintios 13:8).

Karmelynda Valverde

Ometepec, Gro.

Ambos son cristianos evangelistas, y se conocieron aquí en Ometepec, hace más de tres años, cuando Carlos Mena Venegas y otros estudiantes del Instituto Bíblico Victoria, vinieron de misioneros. Para el ahora Pastor Carlos Mena, no pasó desapercibida la guapeza de Dalia, pero fue meses después que supo que ella era la ayuda idónea por la que llevaba ya dos años orando.

Por ese tiempo Dalia se fue a estudiar al IBV y Carlos fue enviado a plantarse de tiempo completo en la colonia El Polvorín, iniciando ahí el Centro Cristiano ‘’Resplandece’’, que empezó con una pequeña carpa y en la que Dalia, a su regreso, comenzó a congregarse convirtiéndose junto a la hermana Rosita en un gran apoyo para el joven Pastor.

Carlos y Dalia se hicieron novios en agosto del 2015 y se comprometieron el 10 de noviembre cuando vino desde Tijuana Rita Venegas, la madre de él para acompañarlo en la petición formal de mano y fijar la fecha de la boda.

Finalmente las oraciones de Carlos Mena tuvieron respuesta y se unió a Dalia primero civilmente el 10 de marzo y dos días después recibieron la bendición matrimonial por parte del Pastor Duane Kershner, en una ceremonia realizada en el Salón ‘’El Olimpo’’.

 

thumbnail_13389308_10153704294192081_1515937173_oEl Pastor Duane Kershner comenzó dando gracias a Dios por la vida de Carlos y Dalia, y por el maravilloso momento de su unión ‘’La escritura nos enseña, en el primer libro de la Biblia, Génesis capítulo 2, versículo 18 ‘’Y dijo Dios, no es bueno que el hombre esté solo, le haré ayuda idónea para él’’ Nosotros que hemos tenido el privilegio de ver el viaje de Carlos, que Dios lo rescató y lo salvó y la sangre de Cristo Jesús lo transformó y de una forma maravillosa lo envió aquí a Ometepec y el resto es historia’’.

Aquí presentamos a Carlos y a Dalia, Padre…Tu palabra dice que debemos acercar la fuente, venimos ahora con la gracia, la bendición, padre ahora, por medio de tu Espíritu Santo y en nombre de Cristo Jesús, declaramos tu unción matrimonial sobre esta pareja, declaramos Señor, que ellos serán ahora un solo cuerpo y que vivirán en paz, armonía y la unción del poder de tu

Espíritu Santo, declaramos Padre tu bendición en esta unión, autoridad en tu nombre y propósito. Cuando Dios dio su bendición sobre la primera pareja, escuchen, los bendijo con estas palabras ‘’Sed fructíferos, multiplíquense. Ustedes, Carlos y Dalia, están llamados a ser Pastores aquí en Ometepec. La bendición matrimonial requiere una habilidad de gracia y los dos se funden en un solo ser, una nueva creación. La escritura dice que Dios bendijo a la primera pareja, esto quiere decir que hay bendición matrimonial, que es algo real’’.

thumbnail_13405633_10153704314002081_971800826_o

Durante la ceremonia, la Banda de Roca, interpretó la canción así como también amenizó la recepción que consistió en una deliciosa cena y la convivencia de hermanos del Centro Cristiano Resplandece, compañeros de los contrayentes del IBV, así como los pastores de la Base Misionera de Roca Blanca, por supuesto los fundadores Duane y Sue Kershner, Charles y Eli Norton, Salvador Peña y Araceli Merino, la Pastora Socorro Tapia, los integrantes de la Banda de Roca, familiares y amigos, quienes les recordaron que ya no son dos sino uno solo y que dos son mejor que uno.

Al término de la celebración, los recién casados disfrutaron una semana de luna de miel en Bahías de Huatulco, visitando también San José del Pacífico y las cascadas mágicas de Copalita en el Estado de Oaxaca.

Ya convertidos en marido y mujer, están pastoreando el Centro Cristiano Resplandece, en la Colonia El Polvorín de Ometepec, misión que ha sido grandemente bendecida pues a solo dos años de haber iniciado solo el Pastor Carlos Mena, ya cuentan con terreno propio y un techado digno.

¡Qué papá Dios les dé un amor profundo el uno por el otro, que resista el paso del tiempo, aún en la adversidad!. Amén.






Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *