Main Menu

HECHO EN CHILPO: NORMA YOLANDA ARMENTA DOMÍNGUEZ

* Nació en la Ciudad de Chilpancingo, y es la mayor de los 3 hijos habidos en el matrimonio de sus padres, Rogerio César Armenta Ramírez y Hortensia Domínguez Rojas.

* Su padre uno de los 6 fundadores del periodismo en Chilpancingo, fue corresponsal del periódico Excélsior.

* Estudió desde el Kínder hasta su carrera en la Ciudad de México. Es Optometrista egresada del Politécnico Nacional.

* Desde jovencita fue una mujer valiente, dinámica responsable, comprometida, muy activa en la militancia de su partido.

* Ésa valentía y compromiso la llevó a meterse a trabajar en Tlalchapa en la Tierra Caliente, logrando introducir la CNOP en un territorio netamente cetemista en esos tiempos.

* Ésa audacia también la llevaría a convertirse en la primer mujer Perito en criminalística y tránsito terrestre en el país.

* Ha sido diputada suplente, diputada local, secretario general en el ONMPRI, asesora en la Fracción priísta en el Congreso del Estado, Delegada Política del CDE del PRI, Secretaria General adjunta en la presidencia del PRI; subsecretaria de la mujer, coordinadora operativa del Invisur.

* Es madre de 3 hijos, y a pesar de estar soltera es una mujer realizada, plena, que disfruta a sus hijos y nietos, y ha sabido combinar esta parte importante parte de su vida con su activa militancia política.

Karmelynda Valverde

Chilpancingo, Gro.

Originaria de la ciudad de Chilpancingo, nació en el ayuntamiento…bueno en donde está el edificio del ayuntamiento de la ciudad capital como ella misma lo explica ‘’ en la Clínica del Dr. Eusebio Mendoza, todo un personaje politécnico y él siempre decía que yo debía ser presidenta municipal de Chilpancingo porque mi ombligo está enterrado en el ayuntamiento, lo que era entonces una clínica, ahora es la parte de seguridad del ayuntamiento’’.

Hija de Rogerio César Armenta uno de los 6 pioneros del periodismo en Guerrero y de Hortensia Domínguez Rojas, ‘’Soy producto de una mezcla muy rara –bromea- mi papá es originario de Tecpan y mi madre es de Coyuca de Catalán. Mi papá trabajaba como secretario particular de Alejandro Gómez Maganda y era una de las gentes más cercanas a él junto con Manuel S. Leyva y cuando cae don Alejandro y pasa todo lo que la historia documenta, mi papá se va a México y dos personas según lo que me platica mi mamá, se van con él: Manuel S. Leyva y Manuel Hernández que era el secretario de Gobierno. Ya en México mi papá, que era corresponsal de Excélsior en el estado de Guerrero pero una vez establecido en México con su familia llegó a ser jefe de corresponsales de este mismo periódico’’.

thumbnail_13770441_1144662135557198_5511664546282363088_n

Norma Yolanda estudio desde el Kinder hasta sus estudios profesionales en la ciudad de México, pues aunque sus padres se separaron cuando ella iba en cuarto de Primaria su mamá decide quedarse a vivir en la cuidad capital y su papá regresa a Chilpancingo ‘’En realidad mi mamá fue quien abandona a mi papá… es que era como un choque de trenes con el carácter de uno y de la otra. Yo empecé la Primaria en la una escuela que se llamaba Manuel López Cotilla en La Condesa pero terminé la primaria en una escuela de la Colonia Moctezuma. Hice la secundaria en una escuela de señoritas Sor Juana Inés de la Cruz 41 ahí en Balbuena, porque mi mamá cuidaba mucho a sus hijitas. Al terminar la secundaria, dada la formación de Eusebio Mendoza que se volvió una especie de tutor para nosotros y todo un ícono para los politécnicos guerrerenses de ese tiempo, entre a la Vocacional en el Politécnico y orientada también por el Dr. Eusebio Mendoza pues él le tenía mucha fe a la carrera de Optometría en la escuela de Medicina del Poli’’.

En aquel tiempo dado que su mamá era una mujer divorciada, con tres hijos, Norma Yolanda se preparó profesionalmente para poder ayudar a su madre a sacar adelante a sus hermanos ‘’Parece como de telenovela pero así fue, entonces entré a la Escuela Superior de Medicina a estudiar Optometría. A mí me pasan cosas muy curiosas…Dios ayuda a la inocencia…cuando yo tengo 14 años mi mamá conoce a un mecánico de Ford y se casa con él y cuando yo tenía 16 años hay la oportunidad de comprar una casa en una unidad para obreros de la CTM en México y entonces, pues hacemos junta de familia y dice ‘’yo puedo comprar la casa pero tengo que trabajar para dar el enganche, y luego para dar la mensualidad y las escrituras y todo y entonces es cuando empieza a trabajar mi mamá apoyada por el Dr. Mendoza quien le consigue trabajo de afanadora; estaba en el primer año de la carrera y esa es otra historia porque mi mami era Maestra rural y el temblor del 57 arrasa con el pueblo y se pierden los documentos de mamá y entonces ella no tenía ni acta, ni como acreditar que era Maestra rural así que trabajaba de afanadora en hospitales, en restaurantes. Mi tía Esperanza su hermana, traía chorizo, cecina, manteca, oro y mi mamá le ayudaba a vender. Y un día estando yo en la Escuela de Medicina, Entonces el Dr. Mendoza la ayuda y mi mamá entra a trabajar de afanadora al Politécnico en la Escuela Superior de Comercio y Administración, cuando yo entro a la vocacional y mi hermano Rogerio César empezó también a trabajar ahí’’.

13567018_1013258535418848_1824478715844041407_n

Cuando Norma Yolanda estaba en el primer año de la Carrera de Medicina una ex alumna llego a proponerles que la suplieran un sábado en la Óptica donde trabajaba ‘’fíjate nosotros estábamos en primer año, no sabíamos todavía hacer exámenes de la vista pues apenas estábamos viendo Anatomía, Fisiología, el tronco común…me acuerdo que nos ofreció un pago de ¡100 pesos al día en aquella época! Y yo como soy bien valiente y bien abusada le dije ‘’ ¡Yo voy!’’. Entonces ella me dijo, mira sabes los pasos básicos –aunque la verdad todavía no los sabíamos- (risas) entretén al cliente y le das cita para el lunes y cuando yo venga el lunes lo atiendo y lo rectifico. Pues ese día estuve movidita con varios pacientes, imagínate estaba la óptica en la calle de Madero, era sábado, en el Distrito Federal obvio hubo mucha gente. Yo bien valiente me aprendí los pasos y ese día tuvimos muy buena venta. A los pocos días vuelve a ir la Doctora y me dice ‘’Te quiere ver el dueño de la compañía’’ y yo le digo no, yo no voy, pues creía que nos había agarrado en la maroma y que nos quería denunciar y me dice ‘’no, no, no, es que yo no había vendido tanto como se vendió ese sábado y le tuve que confesar la verdad’’…y me llevó a presentar con el dueño de la compañía y él me ofreció trabajo. Le dije que yo apenas iba empezando la carrera y me dijo ‘’No importa, yo no tengo Optometristas que hayan terminado la carrera más que ella’’ y entonces ¡empecé a trabajar a los 16 años y desde entonces no he parado de trabajar! Estudiaba y trabajaba y como soy muy miope, con mis chicos anteojotes, me hicieron ahí mis primeros lentes de contacto. Y entonces yo vendía lentes de contacto como pan caliente, y cuando la gente desconfiaban y tenían dudas de si se notaban o no yo les decía ‘’ ¿a poco me los nota?’’ me decían ‘’no, a ver’’ y entonces ya les enseñaba mis lentes de contacto’’.

 

Al terminar la carrera, Norma Yolanda hizo su servicio social ahí mismo en el Politécnico. Por ese entonces el presidente Luis Echeverría anuncia que la universidad se tiene que ir a hacer el servicio social al campo, ‘’pero los de la UNAM se negaron y entonces dijeron ‘’el programa ya está, pues que vayan los de El Poli, son hijos de campesinos, son hijos de obreros, pues que vayan ellos’’ y era fabulosos porque en lugar de hacer el año completo, lo hacías en 6 meses. Se llamaba Plan Nacional de Servicio Social en Zonas Ejidales, y fue un extraordinario programa, porque eran brigadas multidisciplinarias del Politécnico. Obviamente las mujeres en El Politécnico éramos pocas. De por si en esa época éramos contaditas las mujeres, en el equipo de Basquetbol éramos 5. Pero como te digo era un plan muy atractivo, el plan piloto, el programa estrella del presidente Luis Echeverría’’.

‘’Entonces te ofrecían 6 meses: sales hoy y no regresas hasta dentro de 6 meses, en zona ejidal de a deveras. Pero vas a tener casa donde dormir, persona que les va a hacer de comer las tres comidas, alguien que les va a lavar y planchar, van a tener transporte, equipo de acuerdo con la profesión ¡y 15 pesos diarios para tus gastos! Era un dineral porque yo me acuerdo que las playeras costaban 3 o 4 pesos. Y entonces hicieron las brigadas en regiones donde se unían los estados, pero para mi profesión, la más cercana era la brigada de Colima donde se unía con Jalisco y Michoacán. Me acuerdo que llegamos a Los Pinos pues ahí estaban todos los camiones que nos iban a llevar. La compañera María Esther Zuno de Echeverría nos recibió en una sala privada…y digo ‘’compañera María Esther’’ porque después yo me volví cenecista y ella era todo un ícono en la CNC’’.

thumbnail_300245_1772335528625_2440531_n

‘’Nos saludó el presidente, nos dieron la salida, me tocó en Tecomán, Colima… ¡y fue una experiencia maravillosa! Ahí aprendí lo que es la vida real de la gente, porque por mucho que tengas limitaciones económicas en la ciudad, por mucho que tengas escasez económica en tu casa, hay ciertas comodidades como la televisión, el tocadiscos, el refri. Llegar a parar a Tecomán, ir a los ejidos que eran ejidos de 40 familias, dos horas de carretera para llegar, estar ahí desde las 8 de la mañana hasta la noche y si te dormías te dejaba el camión y tenías que irte caminando, Dormir en la Casa de Salud porque nos quedábamos dos días en cada comunidad. Éramos 2 Optometristas y 4 Médicos Generales para la brigada de salud. Para mí fue enfrentarme con un mundo que no conocía, pero también fue una enorme y formidable experiencia. Más que enseñarles a las campesinas ellas me enseñaron a mí’’.

Al terminar su servicio social regresa al DF y se reintegra nuevamente a Ópticas York donde trabajaba desde el primer año de la carrera, aunque ya en la división de Seguridad Industrial, que ella misma había creado. Inquieta, y siempre tratando de aprender, se metía a los talleres de la compañía para ver como hacían los lentes de contacto por ejemplo. Con el tiempo había logrado tener cierta influencia sobre el dueño de la compañía a quien se atrevía a aconsejar… ¡y a decirle sus verdades! Como aquella vez que el dueño le pidió su opinión sobre los talleres ‘’Pues que usted es la escuelita de la industria óptica, ¡los talleres están horribles! parecen una cueva, los salarios de los obreros son mínimos, tiene usted una rotación de 300 empleados en las fábricas y en los talleres cada 3 meses’’ ‘’ ¿y qué hago?’’ me dijo, ‘’ ¡Pues contratar mujeres!’’…’’ ¿mujeres? ¿Las mujeres se embarazan!’’ y le dije ‘’Pero no son conejas…las mujeres se embarazan una vez al año, y una mujer cuando tiene un buen trabajo empieza a espaciar sus embarazos, además las mujeres somos más agradecidas. La compañía cuando yo entré tenía 22 ópticas, de los cuales la mayoría de los jefes de ópticas eran hombres…cuando yo terminé la carrera 3 años después, eran 42 ópticas, 38 mujeres jefas de óptica y 4 hombres. Recuerdo que en el 74 salió un anuncio que decía ‘’Empresa de la industria óptica solicita personal para trabajar en fábrica italiana ¡sólo mujeres!… ¡fue un escandalazo, pero funcionó! Porque empezó a mejorar el taller, las condiciones de trabajo, etcétera. Y siempre me he preguntado, ¿Cómo le hacía caso a una estudiante de 17 años’’?

thumbnail_417102_2305527458090_30742400_n

Cuando Norma Yolanda estaba en las brigadas haciendo su servicio social, conoció a un brigadista que era Técnico en Motores de Combustión Interna de Diésel, egresado también del Politécnico y originario del puerto de Acapulco ‘’Ahí nos conocimos, ambos éramos jefes de brigada y mi brigada, tuvimos un extraordinario desempeño. Sacamos quinto lugar nacional en productividad, en trabajo en la comunidad…duramos de novios como dos años ¡y nos casamos!…a mí todo mundo me traía presionada en aquella época…a mis 21 años ya estaba vieja quedada, desde los 19 ya me traían asoleada qué cuando mi iba a casar, qué por qué estaba estudiando una carrera profesional y menos Medicina…. ¡finalmente me casé! Y ya después de casada nos fuimos a vivir a Ciudad Altamirano’’.

 

Norma Yolanda alternó su vida entre el Distrito Federal y Ciudad Altamirano, donde pasaba sus vacaciones ya que en este lugar vivían las hermanas de su mamá y sus primos. Como ya tenía mucha práctica clínica abrió su consultorio. ‘’Primero nos fuimos a vivir a Acapulco pero yo le dije a mi esposo ‘’Vámonos para Altamirano, yo quiero abrir allá mi consultorio’’ y él me decía ‘’¿Y yo en qué voy a trabajar?’’ y le dije ‘’Pues ya veremos que te buscamos’’…entonces mi papá, ya sabes los papás que toda la vida entran al rescate, le dice a mi marido ‘’Te voy a llevar a ver al Procurador Acosta Víquez ya en el gobierno de Figueroa Figueroa…por ese tiempo a los señores les daba porque todo mundo entrara a la Procu, a la Judicial y yo le decía ‘’ay no, ¿cómo que a la Judicial?…pero cuando platicamos con Acosta Víquez le dijo ¿Cómo que tu yerno va a entrar a la Judicial si es un hombre preparado? Voy a crear el primer cuerpo de Servicios Periciales en Guerrero, la dirección de Servicios Periciales y estoy buscando Peritos’’ y el otro ‘’Pos yo no soy Perito’’ y le dice ‘’Al primer cuerpo de Peritos les vamos a dar una plaza y con esa plaza se van a ir becados a estudiar al Instituto de Formación de la Procuraduría General de Justicia del Distrito Federal a Servicios Periciales y Norma Yolanda pegada del Marido y le dice ‘’Pero te vas a tener que ir un año a México y que se vaya también tu esposa’’.

Gracias a eso Norma Yolanda se convirtió en la primera mujer Perito en nuestro país. Corría el año 1977 cuando ella y su esposo se fueron a México becados, ya con su primer hija de tan solo dos años ‘’Esa parte también fue muy divertida porque sacrosanto lugar de Servicios Periciales ¡En su vida ninguna mujer ni de secretaria había entrado a la dirección de Servicios Periciales! Los Peritos me hacían de todo: me dejaban, me decían ‘’mire revise aquí todo esto y me dejaban ahí’ pero como yo estudié en el DF no me costaba ningún trabajo a mi regresar a la dirección’’.

thumbnail_318988_1772336808657_5791440_n

Una vez concluida la capacitación en el DF, regresaron a Tierra Caliente y se establecieron en Ciudad Altamirano donde finalmente Norma Yolanda pone su consultorio. Por ahí de 1984, el entonces el Gobernador Cervantes Delgado traía un proyecto muy importante ya de salida, y era la creación del Tecnológico de Altamirano. Lo fuimos a ver y tuvimos la oportunidad de ingresar al sistema…Romeo Ruiz Armenta me dijo ‘’oye pues es importante que pongamos gente que se lleve bien con la comunidad, que tenga presencia, la confianza del Gobernador para que tu vincules…entonces mi esposo consiguió una plaza en el CBETA y yo me quedé junto con otros maestros a fundar el Tecnológico de Altamirano… ‘’Comencé a trabajar en el Tec que era el proyecto de don Alejandro, qué no había nada, solo unos salones sin dirección y sin nada…dos grupos el primer año, pero el asunto era vincular al Tecnológico con la sociedad y hacerlo crecer’’. ‘’Hace 3 años por cierto, me dieron un reconocimiento por ser fundadora del Tec, pero yo era la gestora, entonces hacía miles de equilibrios para conseguir las semilla, para conseguir la perforación de un pozo para tener agua… hice una colecta para que donaran libros para la biblioteca, yo era Rotaria, así que me ayudaron los Rotarios’’.

‘’Bueno mi esposo era el Rotario nosotras éramos distinguidas, dignas esposas de Rotarios ese era el título…así que logré una buena dotación de libros. Hice un boteo también, con las muchachas del tecnológico, o sea las estudiantes y con la ayuda del destacamento de la Policía Federal, pues yo era diputada suplente también en esa época. Hice oficios a todos los ayuntamiento para que nos dejaran botear; necesitábamos pagar unos terrenos para que no nos quitaran la clave del Tecnológico pues alguien había hecho una maroma con los terrenos y no eran del Tecnológico…hicimos rifas, kermesses ¡y juntamos 3 millones de pesos que era lo que costaban los terreno! en aquella época cuando todavía teníamos los 3 ceros ¿eh? Y luego el tractor nos lo donaron del ITAO de Oaxaca, había que traerlo nos lo ponían en la frontera en los límites y para traerlo para acá tuve que hablar con el presidente municipal que era Rotario –que por cierto me ganó la presidencia- era la segunda vez que yo buscaba la presidencia de Altamirano por el PRI, partido al que me afilié desde los 18 años’’.

thumbnail_13413770_10206611718193536_8363828370232280588_n

Intrépida, inquieta, siempre echada pa’lante, estando embarazada de su segundo hijo se había registrado la primera vez para contender por la presidencia municipal de Altamirano ‘’Mi papá me dijo ‘’ ¿Tú quieres ser presidenta?…¡regístrate!’’ y yo le dije ‘’¡Pero estoy a punto de parir!’’ y me volvió a decir ‘’¡Tú regístrate! Qué se oiga tu nombre y quede un antecedente’’ ¡y allá voy con la panzota hasta acá! (risas) me registré y obviamente que no quedé’’

La también hiperactiva Norma Yolanda tenía las mil ocupaciones, además de su trabajo en el Tec, era delegada de Comunicación Social y corresponsal del periódico Excélsior ‘’Yo me gané la corresponsalía de Excélsior, claro, mi papá fue el que me impulsó nada más me dijo ‘’Oye, no hay corresponsal allá y están buscando corresponsales, vete a México a hacer el examen’’ mi papá como era el corresponsal más fuerte de Excélsior, creo que nada más eran él y Rafael Rodríguez pues la verdad es que no me costó trabajo…soy una mujer que estudia mucho, que lee mucho entonces el examen de cultura lo pase con la mano en la cintura…así que en algún momento de mi vida, soy Dama Rotaria, Jefa de Control Escolar y Vinculación en el Tecnológico, Presidenta del DIF con Juan Albarrán y su esposa, Diputada Suplente de Blas Vergara en la LI Legislatura…en la segunda ocasión que me registro para ser presidenta municipal me ofrecen la Sindicatura… Robles Catalán que era ´presidente del Partido, llega a Tierra Caliente, y yo, corresponsal de Excélsior, y acompañaba al Gobernador Cervantes Delgado, a doña Graciela…para esa época yo era ‘’la hijita de Armenta, la niña Armenta’’ entonces llega don Rubén Robles Catalán, lo acompaño en la gira, platicamos, llegamos a Tlalchapa que era territorio CTM, ahí no había ni CNC ni CNOP, y me dice, ‘’Oye necesitamos formar la primera liga de la CNOP en Tlalchapa porque estos tiene acaparado todo ¿Te la avientas?’’ y yo le dije que sí, y viene mi primer nombramiento de Delegada Política en el municipio de Tlalchapa’’.

Para ese entonces, la Dra. Armenta ya había logrado consolidarse entre los habitantes de Tierra Caliente, ya que era la única que hacía exámenes de la vista. Se anunciaba en las dos estaciones de radio y a lo largo de todo el día cada 15 minutos, estaba al aire la promoción de su consultorio. Sus ocupaciones se multiplicaban pero no dudó en aceptar el ofrecimiento que le hiciera el extinto don Rubén Robles Catalán ‘’Me presentan el calidad de delegada y empiezo a hacer mi chamba. A hablar con los comerciantes, con los ganaderos, con los maestros, taxistas, transportistas, ¡y anda tú que en un mes que organizo la liga! Yo soy muy metidita en eso…mi marido que era el Delegado de Servicios Periciales, también le entraba…le avisé a Robles Catalán que ya estaba la liga, que ya tenía estructura, se sorprendió y vino a tomarles protesta. ¡Bueno hasta yo me quedé sorprendida cuando vi a tanta gente que se había reunido!’’.

‘’ Y que voy viendo entrar al diputado al Sergio Macedo, y llega como espantado y le digo ‘’Discúlpeme diputado por no haberlo invitado pero como usted es cetemista, pero qué bueno que vino bienvenido’’ y que me dice ‘’No, no vine a tu evento, vine a ver si de veras habías logrado hacer la CNOP porque lo que tú no sabes es que este es territorio CTM’’. Y entonces que me nombran delegada del PRI municipal en Tlalchapa para reestructurar el comité municipal del PRI, pues llevaba muchos años que no se podía reestructurar porque don Filiberto y don Sergio no dejaban pasar a nadie’’.

‘’Y como en ese entonces mi papá era un periodista de mucho peso. Y sabiendo que yo pertenecía a la familia Domínguez de Coyuca de Catalán, que son una familia de mucho peso moral y político, no me la hicieron cansada. La verdad es que el Senador me dijo ‘’Nunca creí que usted se atreviera a meterse a mis dominios’’. ¡E hice el comité municipal de Tlalchapa! Con muchos jóvenes como Hilario Salazar que era mi alumno en el Tec y que luego fue presidente municipal’’.

12 años vivió Norma Yolanda en Ciudad Altamirano, multiplicando su tiempo para atender sus actividades profesionales, partidistas, de labor social y familiares. Cuando la hacen diputada local por el primer Distrito regresa a Chilpancingo ‘’en 1984, contiendo por segunda ocasión por la presidencia municipal de Ciudad Altamirano ‘’A mí me había palomeado el Gobernador Cervantes, yo era la primera que encabezaba la lista de los aspirantes pero en el CEN decidieron otra cosa, mi contrincante Juan Albarrán, que discípulo dilecto de Arquímedes Caballero, y era muy amigo del delegado del CEN y me la echaron abajo’’.

thumbnail_12196253_924692024276896_7743209595614808000_n

‘’Sí sentí feo te lo confieso, pues ya era la segunda vez que aspiraba…yo tenía ya muchos años haciendo trabajo, tenía mucha presencia en Tierra Caliente, era muy popular, pero no me dejaron llegar ¡no me permitieron ser candidata! Y me pregunta el presidente del Partido ‘’ ¿Quieres ser Síndica o Diputada Suplente?’’ y acuérdate que la Sindicatura es el poder tras el poder… le dije sí, ¡sí! Pero me inhabilita 3 años y me tengo que esperar 6 ¡no! prefiero la suplencia y me dijo don Rubén ‘’No esperaba menos de ti, hemos visto tu desempeño eres una mujer muy inteligente, sana, tú no vas buscando el poder por el poder, a ti te gusta servir, te gusta el trabajo comunitario, el trabajo de partido, tras sangre priísta ’’, y sólo tenía 27 años ¿eh?…pero para esto son las elecciones intermedias federales y un tío mío, expresidente municipal de Tecpan, ex Diputado Local, gente cercana a Miguel de la Madrid, aspira a ser Diputado Federal, porque traen mi presidente y él el plan ranchero para que mi tío fuera el candidato a gobernador, mi tío Rafael Armenta Ortiz…entonces cuando mi tío va a la tierra caliente, se lleva a Norma Yolanda que es la Diputada Suplente, a ayudarle en la campaña, entonces viene en el 86 el asunto de la sucesión gubernamental, y mi tío es un fuerte contendiente pero es José Francisco Ruíz Massieu el candidato, quien valoraba mucho el capital político de mi tío y yo vuelvo a contender por la presidencia pero se vuelve a repetir la historia, y el candidato a gobernador me nombra coordinadora de difusión de Prensa y Propaganda en la tierra caliente, su esposo en ése entonces, el acapulqueño Adrián Román Estrada, sube a los cerros a poner con piedras pintadas de cal, las siglas de JFRM; haciendo una impresionante difusión en Radio y perifoneo logrando hasta 10 mil asistentes en cada evento, pero hay negociaciones, concertaciones y quedó fuera de la jugada ‘’no vas a ser candidata a presidenta municipal pero vas a ser diputada local porque cubres todos los perfiles que yo quiero y yo traigo un programa muy ambicioso para proyectar a las mujeres’’.

Ya con 3 hijos se convierte primero en candidata y luego en diputada local por el primer distrito y esto la obliga a regresar a su natal Chilpancingo. ‘’Mi época de diputada fue grandiosa’’ afirma entusiasmada. ‘’Yo creo que todas las legislaturas tienen su encanto y su desencanto. La LII Legislatura fue un parteaguas; fue una legislatura histórica. Éramos muy jóvenes todos, el promedio de edad de los hombres era de 34 años y yo era la más chica con María Inés Huerta Pegueros. Nos aventamos la legislación de Guerrero, ¡toda! Y la actualizamos, la de Transporte, la de condominios, la del divorcio, las comparecencias que eran de a deveras. Para mí fue una experiencia de mucho aprendizaje, el haber estado cerca de José Francisco fue una experiencia que me dejó marcada para bien.

Delegada política municipal, operadora política en por lo menos la mitad de los municipios del estado de Guerrero, habiendo sacado las elecciones más complicadas para el PRI en Teloloapan, Apango, Ayutla, Tetipac, Fue dos veces subdelegada regional en Costa Chica. Secretaria de Acción Femenil de la CNC, secretaria de Acción Social, Secretaria de los maiceros, delegada municipal de la CNC. Secretaria adjunta, coordinadora del voto campesino en la campaña a Senador de Rubén Figueroa, secretaria de Acción Agraria en el ANFER hoy ONMPRI. Presidenta de la Fundación de Comunicación del ICADEP. Fue la encargada de reestructurar el comité campesino de Tlaxcala, coordinando además los estados de Veracruz, Puebla, siendo líder de la CNC, Beatriz Paredes. Norma Yolanda es la fundadora de los proyectos productivos en Guerrero.

Pero el alto raiting de Norma Yolanda en Tierra Caliente, fue la causa principal de que no creciera la pareja al mismo paso terminando su matrimonio en divorcio y nunca más se volvió a casar aunque sí se volvió a enamorar, aunque confiesa divertida ‘’yo llegué a la conclusión hace algún tiempo, que enamorarme nunca fue mi prioridad, mi prioridad al principio era estudiar, cuando me casé mis prioridades eran mis hijos y mis actividades y cuando me divorcié pues mis prioridades fueron mi trabajo que era además muy necesario para mantener a mis hijos’’,

Consciente de que cuando Dios tiene algo para ti nadie te lo quita, no logró entrar desde el principio como diputada plurinominal con el octavo lugar de la contienda 2012, pues solamente entraron 7 por el PRI, después de los juicios ciudadanos que se interpusieron para recuperar las cinco pluris que indebidamente se asignaron al PRD; sin embargo, estuvo seis meses de plurinominal en la LX Legislatura.

Lectora ávida de todo tipo de lectura, aunque confiesa que Jeffrey Acher, un escritor parlamentario es uno de sus favoritos; lee los periódicos nacionales y estatales. Sus hobbies son también bordar en punto de cruz y punto español y tejer en ganchillo, actividad manual que asegura la relaja. Pretende aprender a coser a máquina, gusta ver televisión y una de sus series favoritas es Grey’s Anatomy. ‘’algún día descubrí que tenía que ver televisión para poderme entender con el resto del mundo’’. Excelente bailarina de todos los ritmos, gusta de salir a bailar siempre y cuando tenga una buena pareja de baile. Los domingos ve películas desde muy temprano, y acepta ser una estupenda cocinera. ‘’Si tengo tiempo me voy al mercado yo lo único que compro en el super son algunas latas y artículos de limpieza, pero verduras, carne, crema, queso, chorizo, frutas en el mercado de Zumpango, dice que hay que apoyar la economía local y comprar en los mercados locales. Tiene 3 gatas: Cocoa, la Gorda y La Princesa que es hija de la gorda. 3 hijos Norma Adriana, Yolanda Aline, y César Augusto; sus 9 nietos, un bisnieto y su madre, son su inspiración, su motor y su razón de vivir ‘’mis hijos y mis nietos están acostumbrados a puro amor, puro apapacho. Vivo dedicada a mí, a mi mamá y a apapachar a hijos y nietos. Claro actualmente soy delegada de gobierno, vivo en la conflictología es que ser delegado de gobierno es vivir en el conflicto, aunque tiene partes divinas como es representar al gobernador’’.

Mi mamá, es la parte más importante de mi vida; a ella le debo mi formación, mis valores, de ella aprendí que la prioridad en la vida de una mujer, son sus hijos, su familia; es una mujer que se dedicó en cuerpo y alma a sus hijos, ella sí es, como dice la canción, Guerrera Invencible; y ahora vive feliz rodeada de nietos, bisnietos y un tataranieto.

thumbnail_1385207_10151896131294631_645000267_n

Habla diario con su madre que vive en la Ciudad de México ‘’Vivo dedicada, en la medida que yo pueda a complacer a mi santa madre…y a mi papá porque ya está muy delicado de salud. Mi papá como buen guerrerense tuvo 5 esposas, con 4 tuvo hijos, el actual secretario particular del Gobernador es mi hermano, César Armenta, nosotros nunca decimos que somos medios hermanos, me llevo muy bien con todos mis hermanos. Hace 10 años que decidí que no vale la pena sufrir por amor’’.

Norma Yolanda es una mujer que refleja plenitud, satisfacción por lo que le ha tocado vivir en su vida personal y política. No duda en asegurar que mientras Dios le preste vida, seguirá trabajando para su partido, ‘’me podré jubilar del gobierno pero no del PRI’’ afirma sin ambages esta orgullosa chilpancingueña.



(Next News) »



Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *